Lectura Kármica de Rahu y Ketu

En esta lectura vemos la progresión de Rahu y Ketu a través de todo el Zodiaco para los siguientes 18 años, los períodos planetarios y sus estrellas.

Rahu y Ketu son los nodos norte y sur respectivamente. Son el eje planetario kármico de la Carta Astral, también  llamados la serpiente Kundalini de la Carta Astral. Su formación ocurre a través del cruce de las eclípticas del sol y la luna.

-Su cuerpo no es físico, sino astral. Existen en el Bhuva Loka (cuarta dimensión regida por el sol) y no en el Bhu Loka (tercera dimensión regida por Marte). Bhuva Loka es el plano multidimensional de los planetas y estrellas así como  otros seres llamados Devas y semidioses. El Bhu Loka está dominado por energía Tamásica de Marte y el Bhuva Loka por energía Sátvica del Sol. 

Se encuentran constantemente a 180º un de otro y cambian de signo y Casa cada 18 meses siempre en moción retrograda.

Rahu y Ketu son el  Alfa y el Omega, parte de su tarea es traer vivencias donde uno se experimenta en lo que no es, para que a través de quemar experiencias solo quede lo que uno es. No puedes ver la luz que eres desde la Luz, la luz propia se encuentra visible a través de la oscuridad (ignorancia). Representan el uno y el dos, como la simbología de Adán y Eva (la dualidad y la unidad).

Los eventos y experiencias que nos otorgan los nodos son difíciles de evitar y su intensidad suele ser aguda. Los remedios (Upayas) funcionan mejor en los otros planetas que en ellos, ya que Rahu y Ketu siempre son un curso Kármico y sus eventos deben experimentarse.

Los eventos y energía que producen crean mucha tensión y dificultades aunque se expresen desde dentro.

Ketu muestra el camino hecho y karmas vividos y Rahu el que falta completar hasta llegar a salir del ciclo del Samsara. Tales caminos se expresan a través de la posición de los signos, Casas y estrellas fijas.

Ketu rige la muerte y Rahu el renacimiento. Sus posiciones revelan los apegos que encadenan al nativo a ir y venir hasta la noche de los tiempos.

Marcan el curso de tu Ser a través de pasado presente y futuro.

Ketu muestra quién fuimos y qué hicimos y de dónde venimos. Puede ser representado analógicamente como nuestro castillo, lugar donde nos sentimos seguros, lugar del cual no podemos irnos  y errores que cuestan de cambiar y dejar atrás. Ketu no dejará de traer el mismo Karma hasta que se disuelva. Ejemplo: hay personas que siempre viven la misma historia incluso con cinco parejas diferentes.

Por otro lado Rahu es como una jungla desconocida, un lugar que nos da miedo porque es un vacío inédito, un caminar a ciegas. La posición de Rahu indicará lo que tarde o temprano tendremos que vivir.

Ambos tienen la habilidad de crear más Kárma y maya para atarnos a nuevas experiencias en esta ilusión.

Ketu hace que repitas la misma experiencia una  y otra vez hasta el aprendizaje total, Rahu crea más deseos y distorsiona la realidad.

Las influencias de las acciones pasadas están guardadas en nuestra mente subconsciente o residual. Estos planetas no tienen cuerpo físico, son psíquicos y pueden bloquear o condicionar nuestra mente para que no actúe con completo libre albedrío.

Son los nodos del sol y la luna por lo tanto cubren, distorsionan y eclipsan la mente y la identidad personal. Eclipsan con una cortina de humo el “YO SOY”.

Rahu y Ketu alteran el libre albedrío, causando ignorancia sobre el concepto de quien somos realmente y que lugar ocupamos en el universo. Cuando decimos “Yo haré esto o Yo voy a conseguir tal cosa” este “Yo” no es real, es solo un concepto de existencia separada. Todo lo que existe es la voluntad y consciencia del Ser aquí y ahora.

 

Dasas o períodos planetarios de Rahu/Ketu y sus efectos

-Rahu Dasa: Sus periodos planetarios duran 18 años (Maha Dasa). Cuando Rahu se activa en su periodo manifiesta abundancia material ya que es en el campo donde se encuentra más confortable y disfruta manifestando en la materia para apegarnos a lo perecedero. Buscará completar todos los deseos y anhelos inacabados y a su vez completar el destino que llevamos marcado en el alma. Si la persona es espiritual Rahu otorgará experiencias místicas y Siddhis. Durante su periodo serás expuesto más allá de tus propios límites ya que Rahu rompe todos los moldes con severa intensidad. Cualquier planeta asociado con Rahu toma parte de los eventos también. En Rahu Dasa uno se purifica mental y emocionalmente sobre todo si Rahu tiene contacto con la Luna y Mercurio (planetas mentales). Durante su periodo podemos sentirnos celosos, deshonestos y egoístas, te encantará tener tiempo para ti mismo, en otras palabras su auto-centramiento no da el corazón más empático. Sensación de todo pasa por y para mí, así como alrededor mío. Rahu cambiará la dirección de tu vida repente, así que es difícil cogerse a algo. Puede darte la pareja más espectacular y a la vuelta de la esquina el drama más espectacular. Gran época destruir la ilusión e ignorancia que llevamos en nuestras mentes. Rahu tiende a desequilibrar, se focaliza mucho solo en una cara de la moneda y descuida la otra (estrechez/falta de visión). Rahu dará confusión y duda así también dificultad para encontrar tu camino y tomar decisiones importantes. Su guna es Tamas, por eso será difícil percibirte y sentirte para situarte en primera magnitud y direccionarte correctamente. Durante su Dasa te dará todo lo que desees tener y hacer (si no hay Argalas y obstrucciones) pero nunca será cuando y como tú planees. Pero cuidado pues al final de su periodo puede quitarte todo lo que te ha dado, dejando eso si, una gran purificación Kármica. Es remarcable decir que las experiencias en Rahu Dasa son diferentes a lo que realmente eres y suelen apuntar lejos de tu Dharma. Todo el mundo teme o le impresiona su periodo pero es realmente donde uno tiene que ir para superarse a sí mismo.

Ketu Dasa: Ketu tiene un periodo 7 años de duración, es parecido a Rahu pero su intensidad es más dura. Así como Rahu rige los deseos en un contexto material Ketu arranca todo desde raíz de forma desgarradora pero en contexto espiritual es el mejor aliado que puedes tener ya que rige la iluminación espiritual. Ketu te hará empezar muchas cosas durante su Dasa pero se irán en la misma, no tienen mucha duración (rompe hábitos y apegos sin avisar). Todo lo que se empiece en Ketu será una experiencia de aprendizaje intenso pero transitorio. La posición de Ketu mostrará patrones repetidos de vidas pasadas que durante su periodo van a revivir. Su función es hacerte acabar lo que empezaste en unas vidas atrás. Su Maha Dasa es excelente aprender a entregarse a la divinidad, aprender a soltar las cosas y ver que el hacedor no eres tú y prepararse para la espiritualidad más exquisita. Todos los miedos que tengas Ketu los va a manifestar para que puedas trascenderlos. Su energía va a organizar nuestra vida traer justicia (en ambas direcciones) y limpiar nuestro Karma ancestral. Cuando el Karma es denso no otorga siempre experiencias espirituales.

A través de la lectura Karmica de Rahu y Ketu sobre el paso de la carta natal completa entenderemos aquellas experiencias que nos marcaran y cambiaran la vida de mejor forma. Teniendo la oportunidad de estar preparados y colaborar con el destino hacia una evolución más rentable amorosa y pacífica. Alineando el karma pasado con el presente para saber crear el futuro.

Solicita tu Lectura de Carta de Rahu y Ketu

Si quieres solicitar más información, realizar una consulta o reservar tu cita para Lectura de Carta de Rahu y Ketu, no dudes en ponerte en contacto conmigo

Facebook
YouTube
Instagram